Fitness, Los más leídos
Comment 1

De 0 a 100: Aprende a correr en 5 pasos

Un gran número de personas han escuchado de los beneficios de correr, sin embargo no aguantan más de un entrenamiento, debido a la carga extenuante que representa una sesión. Para no desalentar a los novatos, te damos 5 sencillos pasos para comenzar como un experto y que aprender a correr no sea un sufrimiento.

Adiestra a tu cuerpo con estos ejercicios

La velocidad constante es un reto muy difícil de lograr y es por esto que resulta complicado continuar con los entrenamientos, ya que después de algunos intentos acompañados de mucho sudor, latidos del corazón por arriba de lo acostumbrado y una sofocación pulmonar, simplemente lo dejas de intentar.

Al emplear los intervalos en tu entrenamiento te permites incrementar paulatinamente la resistencia de tu cuerpo, a mejorar las reacciones de tu sistema cardiovascular y a mejorar tu aguante al tope de tus latidos.

De 0 a 100: Aprende a correr en 5 pasos

Basta con empezar a hacer sesiones de trote con esfuerzo medio, acompañados de aceleraciones al tope de tu capacidad por 30 segundos para lograr que tu resistencia incremente. Al acabar tus 30 segundos, descansa 1 minuto en el que sentirás cómo tu corazón pasa de la máxima agitación a un estado de mayor tranquilidad. Repite esto de manera que llegues a 1 minuto acelerando y únicamente 20 segundos de descanso. Con esto tu cuerpo se acostumbrará a la agitación constante, que es una de las cosas que hace desistir a los corredores novatos.

Te puede interesar: 16 maneras de correr más rápido

La caminadora es una mala costumbre

Bien es una manera práctica de entrenar, pero al tener tu mente distraída con música, televisión y algunas otras cosas que hacen que no estés presente al momento de correr, harán que tu primera carrera sea muy alejada de la realidad a la que estás acostumbrado.

Aprende a correr en terracería para contar con un soporte adecuado en tu espalda y articulaciones, luego aprende a correr en el asfalto para que tu cuerpo sienta el impacto que es necesario para acabar una carrera citadina de 5 o 10 km.

La triste realidad es que nos acostumbramos a gadgets y cosas como la música al correr, que no son malas en sí, pero que al dejarlas en una carrera se vuelven una adicción que no nos permite concentrarnos en lo más importante: la forma que llevamos nuestra pisada, y esto nos impide disfrutar del paisaje, que muchas veces es la recompensa más importante de ser un runner.

De 0 a 100: Aprende a correr en 5 pasos

La altura es clave para mejorar

Practica correr en subida una vez que domines los intervalos y verás que es un grado más de experiencia como corredor, ya que requiere dosificar mejor tu energía y controlar tu paso, de lo contrario te desplomarás en el primer kilómetro.

Recuerda ser muy cuidadoso con el impacto al momento de la bajada para prevenir lesiones en la espalda, que es muy vulnerable al bajar una colina.

De 0 a 100: Aprende a correr en 5 pasos

Te puede interesar: 4 beneficios de salir a correr en las mañanas

Estírate aunque te dé flojera

Las lesiones, los calambres y tirones se pueden prevenir con dedicarle unos momentos a los estiramientos. Aprende cómo puedes estirar tu espalda, pantorrillas, cuádriceps y toda región que utilices para impulsar tus pasos. El sentimiento al haber estirado es reconfortante, te previene dolores y fortalece tus pisadas al momento en el que vuelvas a entrenar, aunado a que tendrás una mayor flexibilidad y serás menos vulnerable a lastimarte.

De 0 a 100: Aprende a correr en 5 pasos

Cárgate de energía

Muchas personas quieren lograr su mejor velocidad al despertarse, sin embargo, la ingesta moderada de carbohidratos como fruta, e incluso una ración modesta de miel o jugo, puede ayudar a detonar tus niveles de energía al entrenar. Descubre cuál es tu arma secreta, hay personas para las que el café o el té verde los fortalece antes de ejercitarse.

Cuando requieras una dosis extra de energía para una carrera demandante, trata de ingerir una pieza de pan dulce de 45 a 60 minutos antes de la carrera, para elevar tu energía de manera significativa, mientras que las harinas son también una excelente fuente de energía para los corredores.

De 0 a 100: Aprende a correr en 5 pasos

Correr no es para súper atletas, es para personas constantes que buscan cambios moderados en su vida y quieren mejorar constantemente. Piensa en un piloto de fórmula uno, todo el tiempo tiene que buscar cómo mejorar sus tiempos, con base en todo lo que hace dentro y fuera de la pista. Recuerda que al correr impactas a tu columna y rodillas, por lo que no es tan recomendable entrenar de manera diaria, tal es el caso que los mejores corredores practican diferentes disciplinas que los ayudan a mejorar. Sabiendo que no es un entrenamiento que te requiera un seguimiento diario, anímate a empezar, lo más difícil es dar los primeros pasos, después se vuelve un juego de quién puede más, si tu mente o tu cuerpo.

Si te gustó este artículo te invito a que lo compartas y ayudes a más personas a llevar un estilo de vida saludable.

Te puede interesar: ¿Cómo prevenir calambres mientras corres?

1 Comment

  1. Pingback: 12 razones para hacer ejercicio |

Leave a Reply